Invertir en Finlandia, un país que salió de la crisis

Finlandia invertirInvertir en Finlandia parece ahora más factible, una vez que este país logró balancear su rendimiento económico, tras sobreponerse a la crisis mundial y a la de la zona euro. Después de contraerse en 2014 por tercer año consecutivo, en 2015 los expertos esperan que la economía finlandesa levante, estimulada por las exportaciones y el consumo. Resulta importante destacar que el PIB per cápita de Finlandia está entre los más altos del mundo y el nivel de vida de la población es alto.
 
En 2014, el déficit presupuestario sobrepasó el umbral de 3% fijado por el Pacto de estabilidad y crecimiento de la Unión Europea, y a esto se añade que la deuda pública se elevó a 60% del PIB. Todo esto forzó a Helsinki a implementar un programa de privatizaciones que ya ha dado sus primeros resultados; aunque el país sigue enfrentando diversos desafíos, entre ellos el energético, el endeudamiento de los hogares y el envejecimiento de la población, ya que Finlandia es el país europeo más envejecido.
 
A pesar de estos problemas, el gobierno continúa adelante con sus políticas para reducir la pobreza, las desigualdades y la exclusión social; consolidar las finanzas públicas y ofrecer un mayor apoyo a un crecimiento económico sostenible, el empleo y la competitividad.
 
 
Principales sectores económicos del país
 
La agricultura representa menos del 3% del PIB finlandés y emplea al 4% de la población. Debido a la dureza del clima, el desarrollo agrícola se limita al mantenimiento de un determinado nivel de autoabastecimiento con productos básicos. La principal producción es la de cereales, muy por delante de la producción lechera y la cría de ganado.
 
Finlandia exporta una amplia gama de productos que van desde simples derivados de la madera hasta etiquetas y sellos de alta tecnología, pasando por papel, cartón, envases, etc. Otras industrias importantes son la metalurgia, la mecánica y la electrónica. Finlandia se ha especializado en la exportación de tecnologías de la información y de telecomunicaciones.
 
El sector de los servicios emplea a cerca de tres cuartos de la población y representa más de 70% del PIB. Entre los puntos fuertes del país figuran su reputación como el menos corrupto del mundo, su competitividad, su ubicación estratégica en el corazón de una zona dinámica formada por Rusia, Escandinavia y los países bálticos, así como su orientación hacia la alta tecnología, la investigación y el desarrollo.
Principales inversores en Finlandia (en %)
Suecia 46,7
Países Bajos 21,5
Dinamarca 5,9
Alemania 5,7
Luxemburgo 4,7
Estados Unidos 1,6
Bélgica 1,5
Francia 1,4
Principales sectores de inversión (en %)
Servicios 54,8
Metalurgia e ingeniería 39,0
Ventajas al invertir en Finlandia
- Estabilidad política del país
- Posición estratégica, entre los países escandinavos, Rusia y los mercados de Europa del Norte, en plena expansión,
- Una población políglota,
- Uno de los niveles de corrupción más bajos del mundo;
- La importancia inversión realizada en Investigación y Desarrollo (3ª posición del mundo);
- Una economía altamente industrializada, basada en gran parte en el mercado libre, que presenta un rendimiento por habitante similar al de Reino Unido, Francia y Alemania.
Datos básicos de Finlandia
Tipo de gobierno: república desde 1917. Miembro de la UE desde 1995.
Presidente: Sauli Niinistö
Gobierno: Juha Sipilä (Partido de Centro) es el primer ministro de Finlandia desde el 29 mayo de 2015. Su gobierno está formado por tres partidos: el Partido de Centro, la Coalición Nacional y Verdaderos Finlandeses.
Parlamento: unicameral con 200 miembros.
Extensión: 338. 430 kilómetros cuadrados (sexto país europeo).
Población: 5,4 millones.
Capital: Helsinki (603. 968 habitantes).
Moneda: Euro.
PIB per cápita: 35. 571 €.
Idiomas oficiales: finés y sueco, sami.
Religión: Iglesia Evangélico-Luterana (76,4%).
Industrias: alta tecnología, papelera, maquinaria y equipos.
Otras grandes ciudades: Espoo, Tampere, Vantaa, Turku, Oulu.
S
O
P
O
R
T
E